LA HERMANA DE PATRICIA PAPPA ESTUVO PRESENTE EN LA MARCHA POR KARINA, “HAY COSAS QUE AVIVAN LAS HERIDAS QUE UNO TIENE”

1096

Patricia Pappa fue atacada a puñaladas el 19 de noviembre de 2014 en la cochera del edificio en el que vivía, y luego prendida fuego por Sambrenil, su expareja. La mujer había dejado al hombre un mes antes del ataque mortal.

Matías, hijo de la víctima, escuchó los gritos de la mujer y corrió hasta la cochera, pero Patricia estaba envuelta en llamas y a los pocos minutos falleció.

En la marcha de este miércoles, por el pedido de justicia para Karina Abba, estuvo presente Mariza, hermana de Patricia Pappa, que a cuatro años de su muerte se mostró emocionada y en ocasiones quebrada por lo ocurrido, dijo entender y acompañar a la familia por la difícil situación por la cual están atravesando.

“El pasado esta siempre presente y este mes es muy significativo porque se cumplen los 4 años, ahora no estamos por Patricia, sino que estamos por Karina y creo que deberíamos estar por todas y de una vez por todas se deberían poner firme los políticos que son los que pueden cambiar un poco esto y deberían modificar la legislación”, aseguró.

Asimismo Mariza, agregó: “Los presos, los que cometen femicidios, la pasan bien en la cárcel, yo sé por ejemplo que el asesino de Patricia, estudia, tiene talleres de recreación, si necesita un medicamento lo tiene, en cambio si yo necesito un medicamento tengo que trabajar para comprarlo, ellos no se preocupan, porque hasta salen a la canchita del frente de la cárcel a jugar un partido de fútbol, tienen visitas, porque el estado gasta para que ellos hagan 200 km para venir a ver a sus familiares, ésto esta mal, porque si se metiera presión por ese lado y tuvieran miedo de ir a la cárcel, creo que se disminuiría en gran magnitud las muertes”

A su vez, remarcó: “Queremos que se haga justicia, pero una justicia verdadera, porque no pienso que sea justo como están viviendo en la cárcel, porque claro, ahora están los derechos humanos de estos femicidas, y me pregunto, los derechos humanos de las familias dónde están”

“Nosotros hace cuatro años que dormimos con las luces encendidas, que vamos al psicólogo, al psiquiatra, que tuvimos que sumar pastillas por las enfermedades emotivas que se sufren”, afirmó.

Por su parte, añadió: “A parte tenemos miedo de encontrarlo en la calle, porque sé que sale, porque se caso y que esta bien y una mente de esa lo puede volver hacer, la realidad es que tenemos miedo”

Mariza indicó que antes de comenzar la marcha, pudo dialogar unos minutos y abrazar a la familia de Karina, y sostuvo que fue una situación terrible para ella, donde revivió lo sucedido con su hermana.

“Tenemos siempre el recuerdo y el dolor, pero hay veces que estas cosas avivan esas heridas que uno tiene”, señaló.

Para finalizar, solicitó: “No tendría que ser Ni Una Menos, tendría que ser Ni Uno Menos; esto le pasa a un niño, a un joven, a cualquiera le puede pasar, nadie esta exento de esto, por eso debería haber más gente acá que estuviera defendiendo su libertad de andar en la calle tranquilo, de decidir con quien estar y con quien no estar”

Compartimos videos de la marcha