El emprendimiento que apuesta por la inclusión se lanzará a fines de noviembre.

En la Argentina hay más de 700.000 personas sordas y más de tres millones de personas ciegas o con disminución visual que esperan acceder a contenidos audiovisuales y ser incluidos efectivamente en la sociedad. Frente a esta necesidad es que los cordobeses Maximiliano Pinela y Fernanda Cardozo decidieron crear Teilu, una plataforma web de distribución de contenido audiovisual accesible para personas ciegas y sordas mediante la utilización de tres metodologías: audiodescripción, subtitulado y lengua de señas argentinas. El objetivo del emprendimiento, que se lanzará a fines de noviembre, es lograr la inclusión real de estas personas al mundo del cine y las series.

El equipo multidisciplinario está compuesto por realizadores audiovisuales, guionistas, editores de sonido y video, locutores, intérpretes en lenguaje de señas, correctores de ciegos y sordos y un grupo de tres programadores. A lo largo de su desarrollo, el proyecto recibió múltiples premiaciones y reconocimientos; entre ellos se destacaron el premio “Comprometidos” entregado por Unesco en el 2016 al mejor emprendimiento de innovación social en conjunto con Ashoka y Social Lab Argentina. Además, Teilu obtuvo la gratitud del concurso Mentes Transformadoras de Fundación Nobleza Obliga y fue apoyado por la Incubadora de emprendimientos sociales de Fundación Genoma Emprendedor, incluso, ganó el premio Emprendiun de la Agencia Córdoba Joven del gobierno de Córdoba.

Teilu surgió en Córdoba y tendrá su base de trabajo en la provincia, según aseguró Aylén Luponio, quien es parte del equipo de trabajo. La especialista develó que el nombre del proyecto significa comunidad y familia en un dialecto celta. La forma en que llegaron a él fue por medio de la película Avatar, donde James Cameron creó un idioma exclusivo para ese mundo ficticio y utilizó como parte del diccionario, la palabra “Teilu”.

Antes de la existencia de la plataforma, el grupo realizaba proyecciones inclusivas en centros culturales, en instituciones vinculadas a personas ciegas y sordas. Por ejemplo, fueron los primeros en concretar proyecciones audiodescriptivas, es decir, en hacer uso de auriculares inalámbricos en sala, para que personas ciegas pudieran disfrutar en conjunto con el espectador común, una misma película, en una misma sala. Pero ahora, la parte innovadora y por la que se ha distinguido entre otros proyectos, es la creación de tres métodos para ajustar los contenidos en el que participan de manera activa las personas ciegas y sordas. Es menester aclarar, que ellos son los encargados de corregir las adaptaciones para garantizar su calidad a los beneficiarios. La Autodescripción (AD) es una de las herramientas que implementaron, donde una voz en off se inserta en los espacios de silencio de la película, de manera tal que brinda información narrativa a la persona ciega, por ejemplo, vestuario de los personajes, movimientos, escena donde transcurre la acción, entre otros. El Subtítulo Para Personas Sordas (SPPS) se ocupa de traducir el discurso sonoro a texto, incluyendo la música, lo cual facilita a las personas sordas la lectura de los mismos y la comprensión del filme. Por último, la Lengua de Señas Argentina (LSA) considerada la lengua materna de la comunidad sorda, permite la traducción del discurso en señas. Teilu ofrece esta forma de comunicación en la ficción, lo que conlleva una gran complejidad, pero el resultado es efectivo al momento de consumir contenidos por parte de una persona sorda.

En tanto, Luponio explicó: “La plataforma va a ser de acceso gratuito porque queremos que las personas ciegas y sordas tengan un lugar donde poder disfrutar del cine y que lo económico no sea un limitante”. A su vez, reveló la manera en que se sustentan: “Actualmente financiamos la plataforma con premios económicos que nos fuimos ganando a nivel nacional. Pero en un futuro, la idea es ofrecer contenido más actual que ahí si tendría un costo para mantener al proyecto”.

Fuente: Hoy Día Córdoba