El Entre Regulador de la Electricidad impondrá las multas a Transener y a las distribuidoras. Se volcarán a las facturas de los usuarios como bonificaciones.

Una vez que esté finalizado el informe final con lo sucedido el domingo 16 de junio, el Ente Nacional Regulador de la Electricidad (ENRE), será el encargado de aplicar las sanciones correspondientes a Transener, la compañía encargada del transporte, y a las empresas distribuidoras. Las generadoras, que también son responsables según el Gobierno, no están reguladas por el ENRE, y por ende las multas podría derivar en cambios en los contratos con Cammesa, la compañía con control estatal a cargo del despacho de energía.

El marco regulatorio establece que la multa máxima que se le puede aplicar a Transener es un 10% de su remuneración anual o un 50% de la remuneración mensual. El año pasado, los ingresos por ventas netas de la empresa fueron $9838,5 millones, según el estado financiero que la empresa envió a la Comisión Nacional de Valores. En base a la facturación de 2018, la multa máxima podría alcanzar casi los $983 millones.

Por el lado de las distribuidoras o grandes usuarios-aquellas empresas que compran la electricidad directamente en el mercado mayorista-, las que no cortaron la cantidad de demanda que se habían comprometido -65 de los 74, se les aplicará una penalización directamente a través de Cammesa.

Dinero para los usuarios

¿Cómo se verán beneficiados los usuarios? Con el dinero que recaude Cammesa por las multas, en las próximas facturas de luz se verá reducido el componente de generación, que es el costo de la electricidad. Todos los usuarios recibirán la misma compensación, independientemente de cuánto tiempo estuvieron sin luz, ya que «fue una falla en el sistema mayorista», explicaron en la Secretaría de Energía.

«No se va a resarcir por daños y perjuicios excepcionales, eso es jurisprudencia de la Justicia. Con las generadoras no hay un mecanismo específico de multa, pero pueden quedar en riesgo de no ser despachados», agregaron, e indicaron que recién ahora el ENRE está recibiendo la información de todos los actores, por lo tanto las sanciones estarían establecidas en los próximos 40 días.

Los montos que recibirán los usuarios dependerán del tamaño de las multas.

Fuente: La Nación